Write a Review

El Angel Ciego / Chanbaek

Summary

Baekhyun es un omega ciego que no espera encontrar a un Alfa para enamorarse, después de todo es un omega "defectuoso". Es un maestro de piano, con una vida hecha, está preparado para morir solo. Pero Chanyeol, su alumno joven no piensa lo mismo y está decidido a confesarle su amor sin importar que los ojos de Baekhyun nunca puedan ver el amor que le tiene. [>Omegaverse | Fluff [>Os (One-shot) [>Chanbaek [>Portada por Noonalau (en Wattpad)

Genre:
Romance / Other
Author:
Yangzi Byun
Status:
Complete
Chapters:
1
Rating:
5.0
Age Rating:
16+

Único

𝘊𝘢𝘥𝘢 𝘥𝘪́𝘢 𝘢𝘮𝘢𝘯𝘦𝘤𝘦𝘴 𝘦𝘯 𝘮𝘪𝘴 𝘣𝘳𝘢𝘻𝘰𝘴. 𝘛𝘦 𝘥𝘦𝘴𝘱𝘪𝘦𝘳𝘵𝘰 𝘤𝘰𝘯 𝘣𝘦𝘴𝘪𝘵𝘰𝘴 𝘥𝘦 𝘢𝘮𝘰𝘳. 𝘘𝘶𝘦́ 𝘣𝘶𝘦𝘯𝘰 𝘭𝘰 𝘵𝘦𝘯𝘦𝘮𝘰𝘴 𝘵𝘶́ 𝘺 𝘺𝘰. 𝘠 𝘵𝘦 𝘤𝘢𝘯𝘵𝘰 𝘭𝘢𝘴 𝘤𝘢𝘯𝘤𝘪𝘰𝘯𝘦𝘴 𝘲𝘶𝘦 𝘵𝘦 𝘨𝘶𝘴𝘵𝘢𝘯, 𝘤𝘢𝘥𝘢 𝘭𝘦𝘵𝘳𝘢 𝘲𝘶𝘦 𝘺𝘰 𝘦𝘴𝘤𝘳𝘪𝘣𝘰 𝘦𝘴 𝘱𝘢𝘳𝘢 𝘵𝘪.

𝘗𝘦𝘳𝘰 𝘺𝘰 𝘴𝘰𝘭𝘰 𝘵𝘦 𝘤𝘰𝘯𝘰𝘻𝘤𝘰 𝘦𝘯 𝘮𝘪𝘴 𝘴𝘶𝘦𝘯̃𝘰𝘴, 𝘮𝘪 𝘢𝘮𝘰𝘳 (𝘶𝘩-𝘶𝘩)


𝚂𝚒 𝚏𝚞𝚎𝚛𝚊𝚜 𝚖𝚒́𝚊 - 𝙳.𝙾. (𝙴𝚇𝙾)





Con la guitarra entre sus manos ásperas, dando pasos apresurados y mirando su reloj constantemente, hizo una mueca. Sus cabellos castaños se mueven con la brisa; vistiendo su particular ropa oscura, con las mangas de su camisa cubriendo sus tatuajes y masticando un chicle para que el olor a cigarrillo no se noté.


Porque no quiere causar disgustos para él. Ha estado tratando de cambiar su manera de vida, incluso dejó de beber tanto y de follarse a cualquiera. Ha estado cambiando para bien, de verdad lo está intentando y cree que merece un premio por ello. Pero no quiere dinero, ya tiene demasiado, tampoco quiere cualquier cosa; sólo hay una cosa que quiere en el mundo, una cosa preciosa que parece ser el tesoro del cielo, algo que un simple mortal como él anhela desde el fondo de su corazón desde hace mucho tiempo, algo inalcanzable y evidentemente, imposible de tener.


A su profesor, Byun Baekhyun.


Con sólo recordar su aroma quiere pegarse un tiro, porque no es merecedor ni siquiera de hablarle. Baekhyun es un ángel caído, un hermoso Omega con aroma a cerezas frescas rociadas con el agua del cielo, porque cada que tiene el privilegio de aspirar su dulce fragancia, Chanyeol vuela al cielo y se sume en un estado de enamoramiento profundo, donde sólo puede sentir su corazón latir y los suspiros abandonar sus labios, tan embobado, tan enamorado que incluso sus pies abandonan el piso y empieza a flotar en una nube de algodón de azúcar, tan dulce y adormecedor, es como el hogar.


Si Baekhyun le pide que se arrodillé lo hace, por supuesto que lo hace; si Baekhyun le pide besar sus manos las besaría por el resto de su vida; si Baekhyun ordena él obedece, porque es el omega más hermoso que sus ojos han tenido el privilegio de ver en su miserable vida, agradece a los cielos porque pusieron a un omega tan etéreo en su camino.


Es un ángel.


Y un ángel merece ser amado, adorado, alabado, obedecido y complacido. Él está dispuesto a arrodillarse y poner su espalda para que camine en un charco de agua, justo como los príncipes, porque su profesor es un hermoso príncipe angelical.


Chanyeol llegó a la sala de música dando saltos felices, sostuvo la guitarra entre sus manos y se adentro a la pieza elegante. Cuando dio un paso al frente pudo sentir la dulce fragancia de cerezas en miel, tan dulce y exquisito que suspiró y posó sus orbes rápidamente cerca del piano blanco en medio del salón.


Allí sentado se encuentra el omega que lo tiene suspirando como un idiota las veinticuatro horas del día desde hace meses. No hay tantos alumnos, seguramente porque es muy temprano, eso es lo único que Chanyeol agradece. No dudó en acercarse rápidamente y sentarse al lado del omega.


Baekhyun no se movió, sólo respiro como con normalidad, dejando que la fragancia de sus feromonas se adentre a sus fosas nasales para poder distinguir quién es.


—¿Chanyeol? —Susurró en tono suavecito, con un poco de duda en el tono de su voz, por su lado, Chanyeol sonrió suavemente y asintió antes de extender su mano para atreverse a tomar la de Baekhyun entre las suyas.


—Profesor Byun. —Canturreo con voz melosa, dejando que se deje notar la tranquilidad y paz que Baekhyun le trae al corazón todos los días.


De inmediato, Baekhyun curvo suavemente sus labios. Chanyeol acarició su mano y lo observó con ternura; Baekhyun tiene el cabello rubio bien peinado, la piel hermosamente clara, con lunares en algunas partes de su hermoso rostro; con ojos bellos y de un color miel, labios delgados y rosaditos, pómulos pronunciados y mejillas levemente infladas. Se miraba hermoso, no obstante, sus ojos bellos permanecen en un punto fijo, congelados en medio de la oscuridad.


Pero sigue siendo lo más hermoso que Chanyeol tuvo el privilegio de ver, tan etéreo y adorable. Está terriblemente enamorado de su profesor, sin darle importancia a que sea ciego, eso ni siquiera es importante para que él sienta amor, porque Baekhyun es hermoso y Chanyeol está gustoso de adorar su belleza por la eternidad si es posible.


—¿Cómo estás? —Se atrevió a preguntar en tono suave, después de todo cuando se trata de ese omega, siempre es suave —Vine rápidamente a ti, ¿quieres que te ayudé a algo?


Baekhyun sonrió inmediatamente.


—Estoy bien, no te preocupes. —Se encogió de hombros —Oh, no necesito nada, sólo estoy esperando a los demás.


Chanyeol soltó su mano y tomó la bolsa que dejó en el piso. Baekhyun suspiró con las manos en su regazo, vestido con un conjunto de color vino, levemente holgado y de marca importada, viéndose tan angelical y etéreo.


—¿Ya comiste? Te traje el desayuno, ayer no comiste y te quedaste aquí en la hora del almuerzo.


Baekhyun abrió un poco sus ojos, al parecer Chanyeol incluso pone atención cuando no come, es demasiado amable.


—Es que mi asistente estaba ocupada, pero no te preocupes por mí. —Pidió sin darle importancia, Chanyeol siseo y puso una caja de comida caliente en su regazo, Baekhyun se sorprendió, pero acostumbrado a los detalles especiales de Chanyeol, de relajó y sonrió enternecido.


—Toma esto, come, es un desayuno completo, también hay una malteada para ti. —Chanyeol informó, dejando la bebida encima del piano blanco, Baekhyun rió conmovido.


—¿Qué tal si comemos juntos después de las clases? —Propusó en tono amable —Los alumnos están por llegar.


—Esta bien, pero toma en cuenta que no tienes que saltarte tus comidas. —Se quejó con preocupación, como siempre hacía, tomó la mano de Baekhyun y depositó un beso en su dorso, con suma delicadeza.


Las mejillas de Baekhyun se sonrojaron suavemente y asintió bajando la mirada. Chanyeol lo miró embobado y suspirando, porque es tan hermoso y dulce, tan tierno que sólo desea abrazarlo y llenarlo de mucho amor. Pero trata de controlarse todo lo que puede mientras su corazón parece correr una maratón, tan acelerado y enamorado del rubio.


Su aroma a cerezas es un adormecedor de sus sentidos, su sonrisa un estimulante para la felicidad y saber que respira y vive es lo más maravilloso del mundo, saber de su sola existencia es como una lluvia torrencial de enamoramiento.


De hecho Chanyeol cree que no es humano. Con su belleza y singular personalidad, parece un ángel. Un hermoso ángel ciego del que está hermosamente enamorado. Si tiene la maravillosa oportunidad desea casarse con él y tener muchos cachorros bonitos, darle mucho amor y hacerlo inmensamente feliz.


No hay tanta diferencia de edad; Baekhyun tiene veinticinco años y él veinte, tal vez meterse a la actividad de música fue sólo una excusa para ver a ese hermoso Omega más de cerca y tal vez, está a punto de enloquecer y su corazón a punto de explotar.


No obstante, es el efecto de Byun Baekhyun. El efecto del amor que siente hacia su ángel.


Las clases transcurrieron como todos los días, Chanyeol fingió no saber tanto de música sólo para que Baekhyun le hablara y le explicara todo mientras él suspira a su lado por lo lindo que se deja ver cada que da clases.


En realidad se siente culpable por mentir, pero es en nombre del amor, así que es aceptable.


Chanyeol es un Alfa dominante de veinte años, actualmente se encuentra en su segundo ciclo en la facultad de medicina para ser neurocirujano, después de todo, todos los Park son doctores y él no será la excepción. Los Park son una familia reconocida en el medio de la medicina, dueños de los mejores hospitales en Corea; Chanyeol es el segundo hijo de los Park, su hermano mayor fue quien heredó la mayor parte de los hospitales, dejándole a él una pequeña parte, pero está bien, Chanyeol no es codicioso y cree que tener menos responsabilidades será mejor para él y su futuro.


Su familia está llena de miembros; padre, madre, tíos, abuelos, bisabuelos, sobrinos; todos son muy cálidos y buenas personas, pese a estar rodeados de dinero su familia es sumamente cálida; su madre es de las que le hace el desayuno y aún le habla como a un cachorro y su padre es el que organiza las salidas los domingos para pasar un tiempo en familia.


Chanyeol se crió con mucho amor. Vivió su niñez con felicidad y plenitud, aunque como todo alfa, fue cambiando mientras crecía, con curiosidad, amigos que daban un mal ejemplo y demás, aunque sus padres nunca prohibían nada, preferían vigilarlo y darle consejos, pues creían que si lo controlaban no iba a experimentar cosas nuevas, aunque siempre estaban yendo a casa de sus amigos para hablar con los padres de estos si algo no les gustaba, también le hacían saber que el alcohol sólo se puede beber después de los dieciocho y por supuesto muy pocas veces porque es adictivo, también le dijeron que fumar podría hacerle mucho daño.


Chanyeol les hacía caso, de verdad, pero la curiosidad a veces le gana a la razón. Empezó a beber en la universidad a los dieciocho, a fumar de vez en cuando y a divertirse, sus padres no sabían tanto ya que le pagaron un dormitorio en la universidad. Chanyeol conoció a más amigos y empezó a hacer fiestas en casa.


Con ello también vino su primera experiencia sexual con un omega, fue sexo casual, pero después de tan buena experiencia no se detuvo y comenzó una vida llena de sexo, porque el sexo es bueno. Es sumamente inteligente y siempre es muy serio con la universidad, así que no hay problema con tratar de relajarse de vez en cuando.


Y siguió de esa manera, estudiando, haciendo fiestas, follando, visitando a su familia y demás, nunca tuvo ningún novio o novia porque creyó que cuando sucediera sería cuando se sentiría enamorado de verdad y no sabía si eso iba a ser posible.


O eso pensó hasta que estaba en su tercer curso; era un día soleado cuando se estaba bajando de su auto, era el primer día del tercer curso y estaba sumamente ansioso por estudiar, no fue hasta que estaba entrando a la universidad que vio a un bonito omega bajar de una camioneta lujosa, sosteniéndose del brazo de una linda chica de tez clara.


Evidentemente era ciego por la forma en la que un elegante lazo cubría sus ojos mientras una de sus manos palpan el aire para no caer, no obstante, fue lo más hermoso que Chanyeol hubiera visto, fue un momento en donde la lucidez abandonó su sistema y se vio sumido en un adormecedor momento que lo hizo sentir mariposas. Cuando salió de su sueño, buscó información de él encontrando que era el nuevo profesor de música, Chanyeol sabe de música, por supuesto que sabe si junto a sus amigos pertenecían a una banda adolescente hace mucho, pero de todos modos se inscribió en las clases.


Conoció a Baekhyun, le dio la mano y no dejó de sonreír, siempre estaba pensando en Baekhyun, escuchando la voz suavecita de Baekhyun en su cabeza y sonriendo enamorado con mariposas en su estómago.


Está profundamente enamorado.


A veces hablan fuera de un tema que no sean los estudios, Baekhyun le ha platicado que quedó ciego por un accidente, que pertenece a la familia Byun; antes de quedar ciego a los veinte tenía un don especial con la música, así que se convirtió en maestro. Baekhyun podía estar ciego de por vida, pero él conoce con él alma y los dedos los instrumentos, siempre ha dicho que para enseñar música no se necesita ver, sino escuchar y sentir.


Chanyeol está muy enamorado, no le importa si es ciego o inválido, quiere estar con Baekhyun y cuidarlo mucho. Fue por eso que dejó de follar con cualquiera, ya no hacía fiestas, se concentra en sus estudios y en pensar en Baekhyun hasta cuando se despierta. No han intercambiado número o algo parecido, pero tienen seis meses de conocerse y Baekhyun parece que ya se acostumbró a que Chanyeol le dé comida o postres, ya no lo rechaza y siempre está sonriéndole con amabilidad especial.


Eso anima a Chanyeol, también a conservar sus esperanzas.


Después de salir de clases, Baekhyun se fue apresuradamente ya que tenía algo que hacer en casa, se llevó la comida, agradeció y prometió comer con él al día siguiente. Chanyeol se sintió desilusionado, pero de todos modos lo despidió con una sonrisa amable.


Caminó arrastrando los pies hacia la cafetería y luciendo desanimado se sentó al frente de Sehun, Jongin y al lado de Jongdae. Su estúpido grupo de amigos.


—... Y entonces llegó el profesor, así que no hicimos nada. —Sehun terminó de contar poniendo mala cara, Chanyeol destapó su comida y miró a todos con interés en particular, deseando saber qué es lo que sucede preguntó:


—¿De qué hablan?


—De las novedades. —Jongin respondió y sonrió —Sehun casi se folla a Luhan en un salón de clases, Minseok dejó a Jongdae cuando se enteró que Jongdae lo engañaba y yo sigo queriendo conquistar a Do Kyungsoo.


Chanyeol asintió y miro mal a Jongdae, negó con la cabeza y comenzó a comer antes de decir:


—Mmh, Jongdae es un imbécil por engañar a Minseok, espero ya no te dé ninguna oportunidad. —Expresó sus deseos y todos alrededor le dieron la razón.


—Cállate, no estoy de humor. —Jongdae masculló por lo bajo, tallando su frente y poniendo mala cara. Se bajó la gorra y bajó la cabeza para ocultar su rostro de todos.


—En todo caso Jongin, Kyungsoo es padre, no creo que quieras tener a un niño de cuatro años llamándote padre. —Sehun intervino, mirando con desaprobación a su amigo que sólo rodó los ojos.


—¿Y eso qué? —rebatió con disgusto —Kyungsoo es hermoso, me gusta, que tenga un hijo no cambia nada.


Chanyeol sonrió y asintió con aprobación, eso hizo sonreír a Jongin.


—Está enamorado, de todos modos no importa a quien ames, si te hace caso eso es bueno. —Chanyeol respondió sin más y Jongin asintió estando de acuerdo.


—Callense, no hablen de amor. —Jongdae masculló por lo bajo, ocultando su cara bajó su gorra. Todos alrededor bufaron.


—Ojala se te caiga el pene por engañar a Minseok. —Chanyeol masculló sin más, con eso el involucrado lo miró con enojo.


—Cállate. —Exclamó de mal modo y los miró exasperado —No fue planeado ¿bien?


—Era su mejor amiga, ¿qué tan difícil era decirle que ya no lo amabas y querías estar con otra persona? —Jongin cuestionó con disgusto y Jongdae terminó por suspirar y tallarse los ojos de manera brusca.


—Era muy difícil porque aún lo amo, ¿bien?— Se quejó y miró con la mirada perdida su comida en la mesa — Pero ya lo perdí, así que no importa.


Chanyeol puso mala cara, para tratar de desviar el tema pensó que tal vez podría contar el nulo avance de su enamoramiento.


—Me deprimen. —Se quejó, entonces sonrió —Yo estoy bien, le dí el almuerzo al profesor Baekhyun y él estaba muy hermoso como todos los días. Creo que moriré de dulzura si sigo mirándolo.


Todos asintieron en aprobación, Chanyeol sonrió mirando a la nada, imaginando el lindo rostro sonriente de Baekhyun en su cabeza, rodeado de nubes blancas y corazones con estrellas mágicamente hermosas, un ángel con una corona flotando sobre sus hermosos cabellos, mientras sus ojos como medialunas reflejan la tranquilidad que sólo un ser puro puede brindar.


—¿No has pensado en confesarte? —Oh cuestionó entonces, rompiendo el silencio que había en la mesa. Chanyeol abrió sus ojos sorprendido y miró a Sehun incrédulo, bajó la mirada e hizo una mueca.


Por supuesto que lo ha pensado, un sin fin de veces e incluso lo sueña, pero no quiere quedar en ridículo, le gustaría regalarle quinientas rosas en demostración de su amor, cantarle una canción en público, pero eso involucra presión social y eso es incómodo.


Hay un sin fin de maneras de confesar su amor. Se ha dicho que si es aceptado, será una bendición que deberá agradecer de rodillas, si es rechazado por su edad, esperara y lo volverá a hacer hasta parecer un Alfa apto para ese omega, y si no es del agrado de Baekhyun de esa forma, pues deberá dejarlo.


Porque todos deben saber rendirse para la comodidad del involucrado, el amor no se fuerza, el amor es amor y es suave, debe ser tierno y lindo, si Baekhyun quiere estar con él será por su gusto, si están destinados a estar juntos es algo de suerte.


Aunque tiene miedo del dolor de corazón, por supuesto que tiene miedo, es por eso que no ha intentado cortejarlo o confesarse, en su lugar sólo tiene los pequeños detalles con el omega, todos los días sin falta.


—No quiero que me rechace. —Confesó con dolor, hizo una mueca de solo imaginarlo y negó con la cabeza —Creo que estamos bien así.


—Bueno, vi a muchos alumnos querer llevarle flores, deberías apresurarte, tienes la ventaja porque habla contigo, pero de verdad, dile que lo amas, todos quieren meterse entre sus pantalones y no dudarán en actuar si te duermes. —Jongdae masculló por lo bajo, aún desanimado y los otros dos le dieron la razón por completo.


Chanyeol levantó la cabeza y los miró mal. Frunció las cejas con disgusto y arrugó los labios.


—Nadie puede cortejarlo, voy a matarlos, ¿quiénes fueron? —Cuestionó tronando sus dedos —Dime, les voy a componer el cerebro, sólo yo puedo mirar a Baekhyun, no, ni siquiera yo, no lo merezco, nadie lo hace, pero me gusta y estoy dispuesto a todo.


Los tres presentes se miraron entre los tres, sin duda Chanyeol estaba enamorado de ese omega ordinario, porque es rico, sí, es hermoso, si, pero es ciego y en el mundo un omega ciego es un omega defectuoso, no es de extrañar que esté soltero a los veinticinco.


Ni siquiera un Alfa de baja categoría estaría dispuesto a maldecirse estando con él, aparentemente sólo Chanyeol es el idiota.


—¿Ya pensaste en tus padres? —Sehun cuestionó entonces y Cham asintió rápidamente.


—No tengo secretos con ellos, les dije de Baekhyun y estuvieron felices de que alguien me gustara, incluso me animaron a cortejarlo y me pidieron preguntarle qué clase de libros le gustan, así pueden conseguir uno en braille.


Chanyeol sonrió al recordar a su madre que gritó emocionada y por supuesto no le tomó importancia a la condición de Baekhyun, ella le ordenó ser un hombre y llevarlo a casa porque quiere otro hijo y mejor si es un omega.


—¿Entonces? —Jongin cuestionó y palpo su brazo —No seas idiota, ve por ello.


Entre sus tres amigos, Sehun es un poco superficial, Jongin el que tiene buen corazón para todo y Jongdae el divertido, aunque ahora luce apagado. No obstante, se conocen desde hace mucho, de alguna manera les tiene confianza, los quiere.


Así que se atrevió a bajar la mirada con duda, apretar los dedos en su regazo y susurrar con nerviosismo:


—¿Y si no le gustó? —Susurró, entonces los demás lo miraron incrédulos, así que sonrió —Es broma, soy irresistible, hermoso, eso no podría suceder. De todos modos tal vez él vea un problema con mi edad, así que si no me quiere ahora le diré que voy a crecer y cuando tenga veinticinco lo buscaré. —Trato de convencerse, porque la idea de estar con Baekhyun suena hermosamente mágica —Rogare de rodillas.


—Tú puedes. —Jongin le dio ánimos, Chanyeol le sonrió y asintió animado.


De todas formas sólo se vive una vez en la vida.


—Sí, y mantén la polla dentro ¿ok? —Sehun lo señaló, levantando su pulgar para darle ánimos, aunque eso lo estaba desanimando en demasía.


—Sé qué hacer. —Mascullo de mal modo, porque no ve a Baekhyun como algo sexual, Baekhyun va más allá de lo real, algo que no puede explicarles, ya sea porque la explicación de por qué lo ama duraría una eternidad, o porque el cerebro de esos tres se reduce al tamaño de una nuez como para entenderlo.


—Nosotros te ayudaremos, no te preocupes. —Jongin lo tranquilizó de inmediato —Vamos a empezar a planear cómo ganar el corazón del profesor Byun.


Chanyeol sonrió emocionado, de su bolso sacó su libreta y una pluma para comenzar a escribir sobre la hoja las ideas que sus amigos le dieron una a una. No fue suficiente, porque más tarde fue a la biblioteca a leer libros de romance para encontrar una manera linda de confesar su amor.


Se la pasó toda la tarde leyendo e investigando. Está dispuesto a ganar el corazón de su hermoso ángel, está más que decidido a confesarse y demostrar que puede ser merecedor de ése omega al que ama profundamente.





Con las manos delicadas pasándola sobre el piano, Baekhyun se dedicó a explicarles a sus alumnos cuáles teclas debían pulsar sobre el piano y también les explicó para qué tipo de ocasión es cada melodía, se dedicó a escuchar amenamente a sus seis alumnos tocar los instrumentos uno a uno y explicó detenidamente cuáles eran los errores de cada quien y los puntos que estaban ganando en esa clase, pues han avanzado después de seis meses, lo cuál es bueno.


Por su lado y como siempre, ocultó su sonrisa cuando se dio cuenta de que la perfecta armonía que Chanyeol estaba haciendo con su guitarra, se vio opacada por dos cuerdas que no debían ir en la melodía y entonces lo escuchó suspirar.


Como todos los días.


—Oh Dios, profesor Baekhyun, me equivoque de nuevo...—Se quejó con tono lastimero, como si fuera a llorar en cualquier momento.


Baekhyun suspiró y lo llamó para hacerlo sentarse a su lado e iniciar a explicarle detenidamente, sintiendo en todo el transcurso la mirada pesada de Yeol sobre su rostro con la fragancia a café amargo jugando con su linda y pequeña nariz.


En realidad sabe que Chanyeol sabe tocar la guitarra y que falla a propósito, también sabe que siempre lo hace explicarle las mismas cosas todos los días, pues es imposible no notar que las manos de Chanyeol saben en dónde tocar para hacer una armonía perfecta.


Pero eso no le resulta tedioso, de hecho es feliz sabiendo que Chanyeol en verdad disfruta de su clase, sin contar que el alfa es el más amable cuando se trata de él. Ningún alfa o persona además de sus amigos y familia han sido amables con él, debido a su condición siempre siente miradas despectivas hacia su persona y los alfas que antes hacían fila para cortejarlo, ahora huyen o lo miran con desprecio. Baekhyun lo entiende.


Después de todo es un omega dañado.


No obstante, fue tomado por sorpresa cuando Chanyeol lo trató con amabilidad sincera, siempre siendo tan caballeroso y lindo que no pudo evitar encariñarse; sus alumnos son amables, pero eso es por cortesía y Baekhyun siente que la amabilidad de Yeol no es por cortesía. Más allá de eso Chanyeol ha dejado que toque su rostro y lo dibuje en su mente, así que sabe que es guapo, con ojos redondos y sonrisa bonita, piel suave y alto.


Sin duda quien vaya a ser su Omega, es afortunado.


Al principio creyó que quería molestarlo, hacer alguna broma como los jóvenes de ahora, pero cambió de parecer con los meses y ahora sabe que es un buen alfa de corazón enorme, quien sea que vaya a estar a su lado será inmensamente feliz, pues Chanyeol tiene mucho amor por dar, eso es indudable.


Cuándo fue la hora de comer, Chanyeol salió a toda prisa del salón de música, se dirigió a su casillero de ropa en dónde sacó el ramo de margaritas que había comprado especialmente para Baekhyun. Se miró al espejo y se guiñó el ojo a sí mismo, es en verdad atractivo, supone que es algún tipo de amor propio.


Se dirigió corriendo al salón de música, cuando llegó ya no había nadie, sólo Baekhyun preparándose para su segunda clase con la ayuda de la chica que siempre estaba a su lado ayudándolo.


Ella al verlo pasar, hizo una reverencia y se retiró. Chanyeol se acercó a su maletin, de donde sacó dos loncheras llenas de comida y con ello se dirigió hacia Baekhyun que al sentir su aroma sonrió dulcemente sentándose derecho.


—Chanyeol, ¿qué haces aquí? —Susurró en tono suave, Chanyeol tomó asiento a su lado y rió —Pensé que ibas a comer.


—Baekhyun, he traído comida para ti, quisiera que comas más, últimamente te dedicas mucho al trabajo, comer es bueno. —Informó, dejó las loncheras envueltas en mantas en el regazo del omega, que las tocó, sintiendo un poco cálido dentro de la manta.


—Muchas gracias. —Sonrió e hizo una reverencia, el alfa rió y negó con la cabeza, sus mejillas se sonrojaron suavemente.


—Es comida de mi mamá, ella me la dio. —Informó con sinceridad, Baekhyun abrió sus ojos con sorpresa y rápidamente negó con la cabeza.


—Entonces si es tuyo no me lo des. —Exclamó asustado, teniendo la intención de devolver la comida, pero Chanyeol se la puso nuevamente en el regazo.


—Ella me lo dio para ti. —Informó riéndose un poco, Baekhyun se detuvo en seco y frunció el ceño —No te preocupes, tengo el mío aquí.


—¿Para mí? —Susurró en tono casi inaudible, Chanyeol asintió en medio de un tarareo, se encogió de hombros y suspiró.


—Sí, le hablé del genial y hermoso profesor Baekhyun y ella mandó comida deliciosa para agradecer que seas tan dedicado en tu trabajo. —Mintió un poco, en realidad se la mandó a su futuro yerno, pero no hay que decirle eso al profesor.


Baekhyun se relajó gradualmente y entonces recuperó su sonrisa mientras sus mejillas se tiñen suavemente de un rosadito tierno.


—Bueno, quisiera que le des las gracias.


—Lo haré. —Exclamó, se giró y tomó las flores antes de extenderlas, Baekhyun se sobresaltó al sentir que algo es puesto en sus manos, Chanyeol le estaba dando las flores —Por otro lado, también traigo esto para ti, mira, son hermosas.


—Son flores...—Susurró apretando los labios, sus mejillas nuevamente se sonrojaron y Chanyeol asintió felizmente.


—Sí, margaritas, las compré especialmente para ti, porque... —"te amo" de verdad quería decirlo, pero se contuvo y en su lugar susurró: —Me recuerdan a ti.


—¿En qué aspecto? —Baekhyun ladeo su cabeza, se atrevió a atraer las flores y olerlas, sonriendo feliz levantó sus dedos y acarició suavemente los pétalos frescos.


—En que son hermosas. —Respondió sin más. El silencio se extendió en medio de la pieza de música, mientras el aire se tensa levemente, sólo un poco.


Baekhyun guardó silencio por un rato, Chanyeol sonrió y para no hacerlo sentir incómodo, se levantó de su asiento y se estiró haciendo un ruido perezoso.


—Gracias...—Baekhyun agradeció, haciendo una reverencia de cabeza, Chanyeol negó con la cabeza y sonrió de manera animada, sus ojos parecen dos cristales iluminados y brillosos en medio del salón de clases, su corazón comienza a latir rápidamente contra su pecho.


—Te traeré muchas más todos los días, si puedes sonreír así. —Exclamó, volvió a sentarse, tomó la mano de Baekhyun y suavemente depositó un besito en su dorso —Ahora tengo que irme, vendré a mi segunda clase más tarde.


Baekhyun no dijo nada, sólo se mantuvo sonriendo y Chanyeol se levantó para irse a almorzar. Estaba tan nervioso y comió temiendo ahogarse porque no podía contener la emoción en su garganta, Baekhyun no parecía reacio a su cortejo, bueno, no sabe si es un cortejo aún, pero está intentándolo de verdad.


No habló con sus amigos en el almuerzo, sólo se mantuvo sonriendo y comiendo, planeando en su cabeza cuál sería su próximo ataque.


Entonces estaba casi gritando cuando tuvieron que volver a la siguiente clase. Como siempre, llegó primero y se sentó al frente de Baekhyun. Los demás alumnos siguieron llegando hasta que los de la clase estaban completos.


Finalmente iniciaron con la clase. Todo iba bien, hasta que uno de los alumnos le mostró a Baekhyun lo que hacía con su piano.


—Primeramente, debes colocar tus dedos en... achís, achís... —Baekhyun cerró sus ojos enrojecidos y estornudo como un tierno gatito, una y otra vez mientras su nariz ligeramente roja se enrojece mucho más. —Yo... achís, perdón, esto es...- ¡achís!.


Chanyeol frunció el ceño y se levantó rápidamente cuando Baekhyun hizo una mueca. La asistente de Baekhyun se apresuró a llegar y jadeo.


—Oh Dios, ¿por qué hay margaritas? —Casi gritó asustada —El amo Baekhyun es alérgico a las flores.


Chanyeol abrió sus ojos sorprendido, observando a Baekhyun que no dejaba de estornudar y quejarse un poco porque incluso la garganta comenzó a dolerle y su rostro se puso rojo. Después de contenerse por bastante tiempo, su alergia explotó como era previsto.


—Las clases se suspenden, llevaré al amo al doctor, pueden irse. —La chica exclamó, poniéndole un abrigo a Baekhyun que no dejaba de estornudar, se apresuró a sacarlo pasando por el pasillo y entonces Chanyeol se acercó, casi llorando de la angustia.


—B-Baekhyun, perdón, no sabía... —Susurró con voz temblorosa —Debiste decirme.


—No te preocupes, achís, achís, achís, ¡yah! —Gritó furioso y sacudió sus manos, ocultando su rojo rostro de su mirada —Es un problema menor, ten lindo día, ¡achís!


Y Chanyeol sólo lo vio marcharse con su asistente, estornudando y quejándose porque su nariz comenzaba a doler. Se recriminó a sí mismo, ¿cómo iba a saber que es alérgico a las flores? De saberlo no le habría dado flores.


Chanyeol pateó la silla al lado, se quejó cuando el hierro le dobló el dedo pequeño del pie.


Definitivamente la vida lo odia. Tomó su mochila y luego salió del salón de música, con los labios fruncidos y extremadamente disgustado, casi llorando. Definitivamente es un idiota, le causó una alergia a Baekhyun, tiene que pedirle perdón.


Chanyeol se sentó en la biblioteca, sacó su lista y marcó con una equis el paso número uno para el cortejo de su ángel. Darle flores no funcionó, así que puso una equis pequeña en medio.


No estaba dispuesto a rendirse, por lo que siguió con el paso número dos para ganar el corazón de Baekhyun. Consistía en dejarle un lindo brazalete, ese brazalete sería de diamantes y demostraría cuán importante es para él. Está dispuesto a todo.


Por eso esa tarde mandó a alguien de su padre a comprar un brazalete con una "B" de diamantes en medio, era hermoso, sin duda le gustaría mucho a su ángel.


A la mañana siguiente salió del dormitorio muy temprano; se encargó de ir personalmente a un puesto de comida y comprarle personalmente un pequeño almuerzo; pasta de queso y verduras, Baekhyun estaría muy feliz porque le encantaba eso.


Paso por la primera clase en su facultad y luego fue a las clases de actividades, el salón de música es amplio, elegante y grande, casi nadie quiere aprender la actividad de Baekhyun, pero él sí, él está dispuesto a aprender todo si con ello puede ver a Baekhyun todos los días.


Cuando llegó al salón, éste se encontraba solo porque era muy temprano, Baekhyun estaba sentándose con ayuda de su asistente. Chanyeol se apresuró a ellos e hizo una reverencia a la omega.


—Buenos días. —Chanyeol hizo una reverencia, haciendo una mueca un poco incómoda. La asistente tomó su bolso y se inclinó despidiéndose.


—Con su permiso. —Ella bajó la cabeza y salió del salón de música a pasos suaves y lentos, dejando a solas al profesor y al alumno.


—Chanyeol...—Baekhyun dijo permaneciendo en la misma posición, como pocas veces, viste con un hermoso traje blanco con decoración delicada en su pecho, junto con un lazo elegante cubriendo sus hermosos ojos, dando una apariencia elegante porque incluso el lazo es de tela importada, hermoso, haciéndolo ver perfecto.


Chanyeol suspiró embobado y tomó asiento al lado del omega, que con las manos en su regazo sonrió suavemente.


—Baekhyun, lamento mucho lo de ayer, no volveré a darte flores, no sabía que eras alérgico. —Se disculpó, mirándolo con ojos culpables y desolados, de verdad queriendo que la tierra se lo trague.


—No te preocupes, no había forma de que lo supieras...—Sonrió apenado —Cuando podía ver, me gustaba la apariencia de las flores, las rosas, tulipanes y margaritas, pero nunca puedo acercarme o tocarlas, no obstante, te agradezco que me permitiera tocar una, aun con las consecuencias.


El tono calmado y suave de Baekhyun trajo un nudo a la garganta de Chanyeol, que sintió sus labios temblar, su corazón dolió. Si pudiera, le daría sus ojos a Baekhyun para ver, él estaría dispuesto a vivir en la oscuridad por ese omega, estaría dispuesto a dar cualquier cosa para que los ojos de Baekhyun puedan recuperar la luz.


—No digas eso, me pongo triste. —Dijo bajando la mirada, Baekhyun frunció el ceño con eso.


—¿Por qué? ¿Por mi condición?


—Sí. —admitió y suspiró tembloroso —Tus ojos son bellísimos, debían ver el mundo por mucho más tiempo.


Chanyeol se estiró y tomó su mano, Baekhyun sonrió y apretó su mano antes de negar con la cabeza sin más.


—Fue un accidente común, esto fue la consecuencia que ahora me impide vivir bien o estar con alguien. —Respondió con los labios apretados, bajo la cabeza y suspiró.


Chanyeol terminó de fruncir el ceño, no entendiendo qué acababa de decir Baekhyun.


—¿Eso por qué? —Cuestionó con tono hostil, molesto de que BaekHyun se menosprecie a sí mismo.


—Porque soy un omega defectuoso. —Respondió bajito, Chanyeol siseo molesto y arrugó la nariz disgustado, completamente ofendido.


—No eres un omega defectuoso, eres hermoso, no importa que no puedas ver, eso no es un problema, al menos para mí. —Respondió con tono duro —Eres más hermoso que cualquier omega y vales mas que otro ser humano, tu existencia es lo mejor que pudo pasarle al mundo y tu belleza existe para ser adorada, cualquiera que no lo vea es un imbécil.


Baekhyun parpadeó sorprendido y se sonrojo desviando la mirada, se rió un poco, aún con su mano entre las de Chanyeol.


—Gracias, tú siempre eres muy lindo conmigo. —Susurró más para sí que para Chanyeol, que suspiró sin más.


—Mi familia está llena de doctores, cuando me gradué te llevaré y les pediré que hagan que puedas ver el mundo nuevamente. —Prometió, antes de levantar su mano y besarla.


Baekhyun se sonrojo nuevamente, pero no supo qué decir respecto a esa hermosa propuesta. Sólo suspiró y negó con la cabeza.


—Ya no se puede reparar.


—Nada es imposible. —Chanyeol respondió convencido, convencido de que pueden recuperar la hermosa vista de Baekhyun con alguna cirugía, está dispuesto a todo por ello.


Baekhyun se mantuvo sereno, procesando lo que Chanyeol le estaba diciendo y aún a pesar de todo, sólo preguntó con incertidumbre:


—¿Qué te hace creer que estaremos juntos cuando te gradués?


Chanyeol abrió los ojos sorprendido al verse expuesto, pero no se puso tímido, sólo sonrió y río después.


—Porque voy a pegarme a ti fuertemente, es tu culpa, tú fuiste muy amable conmigo, este será tu castigo. —Respondió con tono dulzón. Aunque por dentro estaba gritando emocionado.


Baekhyun sonrió dulcemente.


—¿Es premio o castigo? —Cuestionó divertido, Chanyeol rió nuevamente.


—Depende.


—¿De qué?


—De lo que yo signifique para ti. —Respondió en tono bajo, con la voz ligeramente ronca y las mejillas sonrojadas, mientras no despega sus ojos del rostro de Baekhyun.


Baekhyun cerró los labios y bajó la cabeza, no volvió a hablar. Chanyeol se maldijo, quizá estaba yendo demasiado rápido, puede asustarlo.


Decidió aclararse la garganta y tomar las bolsas de comida sobre el piano.


—Traje tu platillo favorito, te he visto comprándolo. —Informó sin más, Baekhyun puso sus manos en posición y Chanyeol coloco la comida allí, haciendo sonreír al Omega que se atrevió a bromear:


—¿Me espías?


—Todos los días. —Bromeó divertido, Baekhyun soltó una risita risueña. Chanyeol le extendió los palillos de madera separados.


—Muchas gracias.


Baekhyun sonrió y tomó los palillos y el plato en sus manos. Lentamente comenzó a comer y Chanyeol lo acompañó con su propio plato de comida. Estaban en silencio, en uno muy cómodo, comiendo antes de que las clases dieran inicio.


Baekhyun estaba comiendo tranquilo, le gusta ese platillo así que estaba comiendo mucho y bebiendo de la malteada que Chanyeol le había llevado. El alfa se sintió tan feliz cuando lo vio comer como un tierno gatito, con sus lindas mejillas y la expresión de satisfacción completa en sus facciones, le gustaba mucho ese platillo.


El brazalete estaba en medio de la comida, así que Baekhyun iba a encontrarlo pronto. No obstante, y diferente a lo esperado, Baekhyun se comió un bocado grande justo en donde iba el brazalete, todo estaba bien y Chanyeol estaba mirando la comida de Baekhyun con el ceño fruncido, buscando el brazalete. Pronto Baekhyun abrió su boca y tosió, respiró agitado y se tomó el cuello con las manos.


—¡Baekhyun! —Exclamó horrorizado, el omega pronto se puso rojo, tratando de respirar y apretando su cuello o golpeando su pecho, sus ojos comenzaron a llorar y el omega a desesperarse. —Maldita sea.


Chanyeol se posó tras suyo rápidamente, lo hizo levantarse y comenzó a apretarle el estómago para que sacara el brazalete a mitad de su garganta. Baekhyun comenzó a ponerse más rojo y con lágrimas en sus ojos se metió los dedos para sacarlo. Rápidamente vomitó en el piso y el brazalete cayó.


El omega se dejó caer al frente, siendo sostenido por Chanyeol e hizo una mueca, mareado y con las manos temblorosas gritó a su asistente:


—¡Yeji!


Chanyeol lo soltó, asustado cuando la asistente entró y se sobresaltó cuando lo vio pálido y sudando.


—¡Oh Dios! —Ella exclamó, levantó a Baekhyun y le limpió la boca, lo hizo salir de allí y comenzaron a caminar fuera —¿Qué ha pasado?


—¡Baekhyun perdóname!. —Chanyeol suplicó asustado, llorando de vergüenza, Baekhyun frunció el ceño y se detuvo, antes de negar con la cabeza.


—Está bien. —Sacudió sus manos, dándole la espalda —Pero me ensucie, las clases se cancelan. —Informó sin más y luego suspiró —Yeji, por favor que alguien limpie eso.


La asistente miró lastimera a Chanyeol que miró con lágrimas en sus ojos a Baekhyun irse.


De verdad la cagó.


Sintiéndose sumamente culpable, se agachó y tomó el brazalete con un pañuelo, gimió frustrado y se presionó las sienes en medio de sus quejidos. Sin duda el mundo lo odia.





Al día siguiente Chanyeol seguía sintiéndose mal por ser tan idiota, de verdad que fue muy tonto, casi mata a Baekhyun por sus estúpidas ideas, fue tan tonto que quiere darse un tiro en la cabeza para dejar de sentirse así, pero luego recuerda que debe ver a Baekhyun por más tiempo y que no tiene una pistola.


Después de su error, limpió él mismo el desastre, limpió el brazalete y salió del salón. Se encerró en su dormitorio compartido, elaboró sus tareas correspondientes y luego se concentró en su plan de conquista, marcó con una equis el segundo intento y luego miró nervioso el tercer intento.


Éste consiste en ser sincero por primera vez y decirle a Baekhyun que le gusta y quiere cortejarlo; no importa que los otros dos intentos no hayan funcionado, debe hacer éste sí o sí y de esa manera también disculparse por las idioteces que ha estado haciendo sin querer.


Con ayuda de Sehun, Jongin y Jongdae preparó un salón de clases que siempre se mantiene desolado, queda al lado del salón de música así que es perfecto.


Limpiaron bien y luego pusieron velas alrededor, también velas aromáticas para darle un buen olor. Iba a tocar una canción con su guitarra para Baekhyun, estaba sumamente nervioso, no obstante, es un Alfa dominante y debe tener el valor suficiente como para confesar su amor.


Tiene fe en que las cosas saldrán bien.


—Las cosas están listas, hablé con la asistente y ella nos ayudará a traer al profesor Byun. —Jongin informó con convicción, Chanyeol asintió con la cabeza y se limpió el sudor inexistente de la frente.


—Sí, y Chanyeol trata de no ponerte nervioso, sé un hombre y ve por ello. —Jongdae golpeó su hombro y Chanyeol sentado en esa silla suspiró tembloroso, con las manos sudadas y frías.


—¿Y si no lo logró? —Cuestionó en tono apenas audible, los tres presentes sisearon molestos.


—Al menos lo intentaste. —Jongin lo animó sin más, levantando sus dos pulgares como si eso pudiera disminuir su ansiedad —No te preocupes por nada más.


Chanyeol asintió después de tragar con pesadez, debe hacerlo. Tenía un conjunto de ropa decente, se veía sumamente elegante así que todo estaba listo.


Sus amigos abandonaron el salón y él se sentó de espaldas a la puerta, sosteniendo su guitarra. No podría resistir si ve a Baekhyun. Justo ahora su corazón está latiendo locamente contra su pecho, quiere morirse de vergüenza, realmente está muy nervioso.


Es sólo que Baekhyun le gusta mucho, más que eso cree que lo ama profundamente, tanto que no habrá alguien a quien ame igual, sólo Baekhyun puede hacerlo sentir tan mágicamente enamorado y embobado, flotando en el aire con su fragancia a cerezas dulces, tan pleno que no necesita nada más para ser feliz.


Pero es codicioso, desea más y por supuesto desea dar más de sí.


Chanyeol respiró profundo, su voz no es tan buena, porque es ronca y profunda, no obstante cantará una corta canción mientras toca su amada guitarra con delicadeza. Todo estaba listo, el equipo de sonido estaba conectado, el aura era calmada, aunque su corazón se quiere salir de su pecho, pero no es como que pueda hacer algo con eso, de todos modos es normal.


Pensó que su corazón iba a salirse de su pecho cuando la puerta de abrió y vio la sombra de Baekhyun asomarse, así que sin más cerró los ojos, respiró hondo y pasó sus dedos por las cuerdas finas de su guitarra, haciendo que el sonido asuste al Omega.


—"Me enamoré de ti a primera vista" —Empezó y movió rápidamente sus dedos. — "Espera, me robaste el corazón en tan solo un instante. Esa es la razón por la que debes recordar este día..." —


Su voz era sumamente ronca, pero supone que la canción estaba bien y que la letra estaba dándose a entender por sí sola. Cerró los ojos y continuó cantando, cada vez con más rapidez y profundidad, moviendo sus dedos al compás de la letra y la dulce canción de su grupo de música favorito.


Chanyeol cantó en todo momento con los ojos cerrados, pasando rápidamente sus dedos por las cuerdas mientras su voz ronca hacía eco alrededor del salón. Su manzana de adán se movió hacia arriba y se tensó cada vez que su voz se alargaba para interpretar medianamente las notas altas, algo que casi no le salía bien debido a su voz gruesa.


Pero eso no significa que su canción no haya salido bien. Fueron tres minutos completos de cantar y tocar su guitarra, con el leve sudor sobre su frente y su voz un poco cansada con la garganta seca, no se detuvo en ningún momento, tampoco abrió los ojos, sólo sintió la magia de la melodía, imaginando a Baekhyun sonriendo y concentrándose en lo que Baekhyun le hace sentir con su sola existencia.


Está enamorado.


Al terminar su canción, abrió sus ojos y suspiró, rápidamente se puso de pie, armándose de valor para hablar.


—Espero te haya gustado, e-es mi manera más sincera de decirte que me gustas y quiero empezar a cortejarte.


Chanyeol se giró rápidamente, parpadeo cuando vio a un omega pelirrojo de pie, detrás de él estaba Baekhyun. Estaba por hablar, pero él pelirrojo lo hizo primero.


—Chanyeol, ¿yo te gustó? —Luhan exclamó sorprendido —¿Desde cuándo?


Baekhyun abrió sus ojos sorprendido, se tenso e hizo una mueca incómoda, queriendo que la tierra se lo trague en ese momento.


—Lo lamento, no sabía que estaban en una confesión, continúen. —Hizo una reverencia avergonzado y se giró para salir cuando antes, con las manos temblando levemente.


Chanyeol no podía salir de su shock, sólo vio a Baekhyun contar sus pasos para salir y luego miró sorprendido a Luhan.


—¿Qué mierda haces aquí? —Mascullo de mal modo, mirando exasperado a Luhan que sólo se encogió de hombros, dejó de mirar hacia la puerta por donde Baekhyun salió y lo miró a él.


—Estaba buscando a mi casi algo, osea Sehun. —Explicó y se cruzó de brazos haciendo una mueca —Pero Chanyeol, no pensé que ibas a hacer esto, Sehun es tu amigo y... No me gustas, será mejor que te busques a otra persona, lo lamento.


Lo miró mal y se giró para salir dando un portazo, dejándolo allí.


Cuando salió, Chanyeol abrió la boca incrédulo y ofendido, ¿cómo jodidos iba a rechazarlo? No hay forma de que alguien lo rechace, no obstante, también arruinó su confesión, así que pateó la silla con rudeza lejos.


—Maldito omega entrometido, quién se va a confesar contigo, ¡eres feo!. —Mascullo apretando la mandíbula y golpeando a Luhan en su mente, poniendo sus manos en su cuello para ahorcarlo y hacerle el favor de dejar de existir.


Pero entonces pensó en Baekhyun y rápidamente salió del salón y se dirigió al salón de música, como esperaba Baekhyun estaba sentado cerca del piano, arreglando sus partituras.


—Baekhyun. —Exhalo y quiso llorar, de verdad quería hacerlo, pero se estaba conteniendo todo lo que podía.


Baekhyun apretó los labios y suspiró, se rasco la cabeza sintiéndose culpable y fuera de lugar.


—Chanyeol, lo lamento, me dijeron que estabas buscándome así que fui y arruine la confesión, perdón. —Bajo la mirada, jugando con los dedos en su regazo —Dime quién es el omega y me disculpare.


Chanyeol se apresuró a sentarse en el mismo banquillo de Baekhyun, sorprendiendo al Omega que levantó la cabeza, permaneciendo en la misma posición.


—¡No! —Vociferó y el omega saltó —Ah, lo siento, Baekhyun no, no era una confesión era... —"Una confesión de mi amor hacia ti" quiso decir, pero terminó suspirando con frustración —Una canción para ti, para que califiques mi manera de tocar, además ese omega es novio de mi amigo.


Baekhyun elevó sus cejas con un poco de sorpresa y asintió después de unos segundos en silencio.


—Oh ya veo, de esa forma tienes un diez, tocas perfectamente. —Sonrió un poco y volvió a bajar la mirada —Aunque... sí parecía una confesión.


—No lo era. —Mintió y cuando vio que Baekhyun estaba por reiterar, lo interrumpió: —Oh, y Baekhyun, quisiera disculparme por lo de ayer, iba a darte un regalo, pero las cosas salieron mal.


Chanyeol lo vio levantar la cabeza y fruncir el ceño con confusión, lo cual es lógico tomando en cuenta que nunca le ha hecho un regalo como tal.


—¿Por qué me darías un regalo? —preguntó con sorpresa y luego sacudió la cabeza, como si no pudiera procesar lo sucedido —Además, ¿por qué en la comida?


—Era una linda forma de hacerlo, y quería dártelo porque lo pedí especialmente para ti...—Susurró bajito, sus mejillas se sonrojaron y el corazón le latió en la garganta, poniéndolo nervioso —Espero no te incomode, es lo menos que buscó hacer.


Todo lo contrario, Baekhyun sólo sonrió un poco con la mirada baja.


—Es extraño. —Respondió sin más, el alfa lo miró momentáneamente antes de sacar de su bolsillo el brazalete ya limpio.


—Mira, es esto. —Exclamó, tomó la mano de Baekhyun y suavemente depositó el brazalete en sus manos. El omega suspiró y lo tocó con sus dedos, palpando las áreas con delicadeza.


Entonces frunció lentamente el ceño y jadeo.


—Son diamantes, Chanyeol esto es muy grande. —Negó con la cabeza, pero el menor siseo, tomó el brazalete y se lo puso en la muñeca, Baekhyun no se opuso, pero tampoco se miraba contento.


—No es nada para ti, eres de los Byun y los Byun son más millonarios que los Park, así que no te preocupes, sólo acepta mi regalo por favor. —Pidió, casi rogando, pero pensó que Baekhyun podría sentirse incómodo, así que sólo dijo: —Si no quieres puedo tirarlo, de verdad, es para ti.


Al escuchar eso, Baekhyun negó con la cabeza, estando en desacuerdo evidentemente. Así que con su otra mano tocó las de Chanyeol y negó nuevamente.


—Bueno... Supongo que lo tomaré, muchas gracias por ser siempre tan amable conmigo. —Hizo una reverencia, sus mejillas se sonrojaron suavemente y Chanyeol sonrió amplio, sin poder ocultar su emoción apretó una de las manos de Baekhyun entre las suyas.


—No es nada. —Susurró, tratando de ocultar la emoción que llena su corazón de a poco.


Chanyeol besó su mano y sonrió cuando Baekhyun lo hizo, con las mejillas sonrojadas, sus facciones delicadas sin ninguna gota de maquillaje, pero viéndose como un muñeco viviente debido a la perfección que lo cubre.


Bien, volvió a poner una equis en el plan de cantarle a Baekhyun como confesión. Estaba medio deprimido y medio feliz, deprimido porque su plan salió como la mierda y feliz porque Baekhyun aceptó su regalo.


Arrastró los pies hacia la cafetería y se sentó con una mueca junto con sus amigos. Pudo ver a Kyungsoo al lado de Jongin, a Sehun con Luhan en su regazo y a Jongdae a solas, mirando constantemente a Minseok en una mesa alejada.


—Luhan, ojala te mueras maldito omega tonto. —Masculló una vez estaba en la mesa, mirando con odio al pelirrojo que jadeo ofendido.


—Oye, cuidado como le hablas. —Sehun masculló de mal modo, dándole una mirada molesta. Chanyeol en cambio sólo bufó y rodó los ojos dejando su almuerzo en la mesa.


—Me importa una mierda, arruinó mi confesión. —Miró a Luhan y chasqueo los dedos —Yah, ¿por qué tenías que hablar? Evidentemente jamás me confesaría a ti.


Con eso Luhan se rió y lo miró hacia abajo.


—¿Quién dijo que yo algún día te aceptaría? —Masculló —Polla suelta, vergüenza deberías tener por haberte acostado con tantos omegas en la universidad.


—Y tú con tantos alfas. —Contraataco y el omega jadeo ofendido. Sehun azotó la mesa con su mano y lo miró con enojo.


—Chanyeol. —Advirtió y Chanyeol asintió, señaló al Omega con molestia y una sonrisa cínica.


—¿Qué? —Escupió de mal modo —Entonces dile algo también, no es posible que te tenga tan domado.


—No estoy domado, tú...-


—Espera. ¿De verdad ibas a confesarte con el profesor Byun? —Luhan dijo sorprendido y luego puso cara de horror —Pero es ciego.


Eso tocó el punto sensible de Chanyeol, que posó sus ojos fríos en Luhan de inmediato.


—¿Y qué? —Susurró con advertencia en el tono, el omega se rió como si no fuera obvio.


—Cómo que ¿"y que"? Está defectuoso. —Respondió y Chanyeol abrió mucho sus ojos —Además es mayor que tú por cinco años, los omegas en esa edad se embarazan rápido, no creo que quieras joderte la vida así.


Chanyeol apretó los palillos en sus manos y negó con la cabeza.


—¿Eres un omega y hablas así de otro omega? —Curvo una ceja —Baekhyun es hermoso, lo más puro y gentil que hay en el mundo, es perfectamente imperfecto, yo estoy dispuesto a todo por estar con él, no me importa su condición o su edad.


—Creo que deberías cállate, Luhan. —Jongin interrumpió con advertencia, al ver a Chanyeol tan exaltado. El omega sólo rodó los ojos.


—Sólo estoy diciendo que podrías arrepentirte, aún eres joven y puedes encontrar a alguien mejor. —Trato nuevamente —Un omega más lindo, que pueda ver, no uno viejo y defectuoso como el profesor Byun.


Chanyeol respiró profundo y sonrió. Molesto de que Sehun no le diga nada a Luhan, pero de todos modos sabe que no necesita esa mierda para defender su amor y el honor de Baekhyun ante cualquier asqueroso ser.


—Sehun también podría encontrar a un omega más puro, un omega que no se haya acostado con todos en la universidad por dinero, abriéndole las piernas a cualquiera, ¿no crees? —Susurró en tono bajo, Luhan y Sehun jadearon —Piénsalo bien, si tienes un corazón así y piensas que los omegas como Baekhyun están defectuosos, el que en verdad lo está eres tú, con el corazón podrido y un genio de la mierda. Eres asqueroso y espero Sehun te dejé cuando se dé cuenta de que puede conseguir a alguien mejor.


Chanyeol sonrió, empujó su bandeja y decidió retirarse, escuchando los insultos de Luhan y Sehun a lo lejos.


¿Cómo se atreve? Baekhyun es su ángel, es perfecto, no pueden venir a hablar mierda de él. Siempre se ha llevado mal con Luhan, después de que no quiso acostarse con él, le tomó mucho rencor. Aunque eso sucedió hace dos años, allí Sehun estaba enamorado de Luhan pero aún no tenían nada, Chanyeol respeta su amistad y Luhan no es su tipo, así que lo rechazó y eso pareció romper el orgullo de ese omega, por lo que ahora siempre está molestando.


No importa si está con Sehun o si cambia o no cambia, mientras no se meta en sus asuntos y no insulte a Baekhyun todo estará bien, protegerá a Baekhyun de todas las miradas despectivas, será su escudo y tapara el mal del exterior con su sonrisa, aliviará el corazón de Baekhyun con un abrazo. Esa es su meta a seguir.


Protegerlo y amarlo, cerca o lejos.





Al día siguiente Chanyeol hizo una nueva lista, quedaron muchas bolas de papel en todo el piso y se la pasó toda la noche sentado tratando de encontrar una hermosa manera de confesar su amor sin fracasar en el intento. Nuevamente.


Aunque si lo rechaza, llorará mucho y le dará depresión, pero hay fe, eso es lo último en perderse.


Si lo rechaza sólo le queda ser su amigo y cuando no tenga nada mejor que hacer, se perderá en sus pensamientos imaginandose a sí mismo y a Baekhyun en diferentes escenarios; tal vez donde le canta una canción en clases y le regala un auto o va a un viaje mágico en un auto volador y le devuelve la vista con un hechizo, viéndose tan cool con el rostro golpeado, entonces Baekhyun lloraría y dirá que después de todo sí lo ama.


Es una novela en su cabeza, tiene muchas más, aunque no tiene tiempo de recordarlas todas.


Terminó su lista que en realidad tiene dos planes, plan A y plan B, ambos con una sola cosa. Entonces fue por el plan A; Se bañó y se vistió con su ropa más varonil, su cuerpo trabajado fue cubierto con la ropa formal que eligió previamente para la ocasión. Se peinó y salió del dormitorio a las seis de la mañana.


Fue a una librería profesional que le tomó una hora de camino, entonces compró un libro en braille, era un libro de amor, no sabe qué género lee Baekhyun, pero ese es su libro favorito y está seguro de que BaekHyun entenderá sus sentimientos cuando pueda leerlo al fin.


Se perdió la primera clase, pero de todos modos no le importó y tomó el ascensor de la planta baja de la universidad, listo para ir al salón de música para darle ese libro a Baekhyun.


Se miró por el espejo del ascensor y se peinó el cabello, miró sus labios y olió su aliento, olía bien, todo él estaba limpio. Se sobresaltó cuando el ascensor se movió bruscamente y se detuvo. Asustado miró alrededor y caminó hacia los botones para presionarlos una y otra vez, estaban apagados y el ascensor congelado.


Comenzó a respirar agitado y a golpear las puertas, necesitaba salir maldita sea, debe irse o cuando llegue no podrá darle su regalo a Baekhyun, porque estarán los alumnos.


—¡Ayuda! —Vociferó golpeando las puertas —¡Saquenme de aquí!


Pronto el ruido de unas grabadoras se escucharon y Chanyeol miró las cámaras en el techo.


—Hola, ¿qué sucedió?


—¡El ascensor se atora! —Vociferó con frustración, de haber sabido que le pasaría esa mierda, habría subido las escaleras.


—Mandaré al personal.


Chanyeol miró con impaciencia el piso, sosteniendo con firmeza el libro entre sus dedos. Escuchó sonidos fuera y él no pudo hacer más que gemir y apoyar su cabeza en la pared.


Su confesión se arruinó nuevamente.


Las personas no podían sacarlo ya que estaba muy abajo y debían hacer encender el ascensor, Chanyeol sólo quiso morirse porque estaba sudando mucho y lamentándose. Cuando lograron sacarlo fue después de dos horas y todo él estaba mojado de sudor, apestaba porque en ese espacio reducido no había tanto aire.


No podía ir así a ver a Baekhyun. Así que simplemente quiso echarse a llorar cuando caminó a la puerta del salón de música y vio a la asistente de Baekhyun fuera.


—Señorita, ¿Podría darle esto a Baekhyun? —Le dio la bolsa con el libro y la chica lo tomó, asintiendo.


—Oh, bueno, se encuentra en la clase. —Ella señaló la puerta, por si quería entrar, pero Chanyeol negó con la cabeza con los ojos cristalizados y las mejillas rojas por el enojo, trataba de contenerse de llorar.


—L-Lo sé. —Asintió, entonces se limpió los ojos y cuestionó: —Usted, ¿Podría ayudarme con algo?


Salió de allí azotando los pies y conteniendo las lágrimas, suspirando y apretando los dedos, de verdad iba a llorar.


Parecía que el destino lo odia, no puede confesarse porque cada vez que lo intenta algo pasa, o quizá no es su semana o simplemente no debe confesarse. Sí, pensó en rendirse, pero se dijo que Baekhyun aún no lo ha rechazado, así que está bien no rendirse y continuar intentando confesarse de manera formal.


Y sí lloro, golpeó su almohada y grito de frustración. Después se dio un baño y se sentó en su cama a comer, reprimiendo las ganas de fumar u cualquier otra cosa indebida. Sólo llenándose la boca de comida y llorando a veces que recordaba lo bonito que las cosas habrían salido de funcionar.


Entonces después de deprimirse, el plan B se puso en marcha.


Principalmente, revisó que la asistente le dijese a Baekhyun que quería verlo en el jardín trasero de la universidad, después de todo no podía citarlo en otro lugar, sólo en la universidad. Era bonito, hay un gran árbol, flores, arbustos y pasto verde bien cuidado.


Es espacioso, aunque hay barreras alrededor y eso es entendible, no obstante, eso no le quita lo bonito al jardín.


Entonces sólo estaba allí de pie, mirando alrededor del jardín; no tenía flores ya que Baekhyun es alérgico, tampoco compró chocolates temiendo que también sea alérgico a los chocolates o que no le gusten, tampoco compró algún oso de felpa temiendo que no le gusten o sea alérgico al pelo, no tenía nada en las manos, sólo un sin fin de palabras por darle a Baekhyun.


Y todo iba bien. Hasta que en medio de sus pensamientos sintió unas pequeñas gotas caer del cielo, abrió sus ojos como platos y miró incrédulo el cielo antes azulado ponerse gris lentamente con las gotas de lluvia caer poco a poco.


—Oh mierda ¡por qué no me dejan en paz! —Vociferó desgarrando su garganta —¡Solo quiero confesarme, ya déjenme por favor estoy harto! ¿¡Por qué no se mueren todos?, ya sueltenme!


Estaba a punto de llorar porque las gotas se intensificaron. Eso no estaba bien.


Miró alrededor y para su mala suerte, vio a Baekhyun llegar, con la mano al aire y un lindo palo en su mano para tantear el camino.


—¿Chanyeol? —Cuestionó llamándolo, se sobresaltó cuando las gotas cayeron sobre él y Chanyeol se apresuró a llegar a él.


—Baekhyun... —Jadeo moviéndose con desespero, un poco nervioso, su corazón se aceleró y sus mejillas se calentaron hermosamente. Un nudo se instaló en su garganta y las manos le temblaron.


—¿Por qué hay agua? —Cuestionó confundido sintiendo las gotas de agua sobre sí —¿Qué era lo que necesitabas? ¿Por qué aquí...?


Chanyeol respiró profundo, tal vez si lo dice ahora y rápido pueda tener éxito, pensó. Pero las gotas de lluvia comenzaron a caer más y más, así que se quitó la chaqueta y se la puso a Baekhyun en la cabeza, el omega se sobresaltó cuando lo cargó como un saco de papas y corrió fuera del jardín cuando la lluvia se intensificó, mojándolo todo a su alrededor.


—¡Chanyeol! —Gritó asustado, agarrándose de su ropa por instinto.


—¡Espera! —grito de vuelta —¡No quiero que enfermes!


Estaba mojándose y corriendo por todo el patio, hasta que llegaron al interior de la universidad y se permitieron detenerse, Chanyeol estaba todo mojado, pero Baekhyun estaba seco, sólo tenía mojados sus pantalones.


—Chanyeol, ¿qué sucedió?—Cuestionó con la respiración acelerada, se atrevió a abrigarse con la chaqueta de Chanyeol. —Dios está lloviendo horrible.


Chanyeol bajó la mirada con los ojos cristalizados. Está muy cansado de intentar decirle a Baekhyun que lo ama y que el destino se empeñe en arruinar sus planes.


Ahora sólo falta que el techo se caiga.


No cree haber sido un mal hijo, o algo por el estilo, siempre obedeció a sus padres y nunca lastimó el corazón de algún omega, siempre dejaba en claro las cosas antes de nada. Quizá fue malo en su vida pasada, sólo puede pensar en esa razón para que las cosas le salgan mal.


El primer sollozo abandonó sus labios, Baekhyun se sobresaltó al escucharlo, pero no pudo detenerse.


—Chanyeol, ¿por qué lloras? —Susurró preocupado, después de acercarse, extender su mano y tocar su mejilla, sintiendo sus lágrimas. Por instinto, las limpio con cuidado y delicadeza.


—Es que yo... —Chanyeol sollozo e hipando dijo: — todo me sale muy mal, me siento frustrado. Baekhyun perdón, perdón por hacer que te mojes, yo ¡achis!


Baekhyun se enterneció cuando lo escuchó estornudar y atrajo su cuerpo para abrazarlo, Chanyeol trató de calmarse con eso, suspirando y tallando sus ojos llorosos.


—¿Te resfriaste? —Tocó su cabello y suspiró —¿Te mojaste mucho? Vamos a comer algo, ¿si? Hay una cafetería al lado de la universidad.


Baekhyun tomó su mano, Chanyeol dejó de llorar y asintió tomando la linda mano del omega entre la propia.


—Bueno, vamos a buscar tu cartera antes y a pedir prestado un paraguas.


Chanyeol se secó las lágrimas y acompañó a Baekhyun a traer su abrigo, el omega le secó el pelo y le dio su abrigo mientras él se puso el que tenía guardado.


Esperaron pacientemente a que el agua se calmara, Baekhyun guardó sus cosas y mandó a casa a su asistente para irse con Chanyeol, que amablemente le ofreció su brazo para caminar. Haciendo reír al Omega con chistes bobos.


El agua se había detenido, así que no hubo necesidad de un paraguas y llegaron seguros a la cafetería de la que Baekhyun hablaba. Se sentaron en una mesa al lado del otro y ordenaron chocolate caliente y pastel de arándanos.


—Me gusta el chocolate de aquí. —Baekhyun informó, bebiendo su chocolate tiernamente y Chanyeol asintió —Mucho más el café, pero ahora es más conveniente un chocolate.


—¿Te gusta el café? —Chanyeol cuestionó y el omega sonrió como nunca lo hacía, con coquetería.


—El amargo. —Susurró y las mejillas de Chanyeol se sonrojaron, sus feromonas también se alborotaron.


—A mí me gustan las cerezas. —Le siguió el juego, el omega sonrió amplio y sus mejillas se sonrojaron fuertemente. Ahora ambos están sonrojados.


—¿De verdad? —Preguntó, haciéndose el desentendido —A casi nadie le gustan.


—Me gustan mucho, de verdad, mucho más si son dulces.


Baekhyun asintió tragando duro, sumamente nervioso, Chanyeol de alguna manera siempre lo pone ansioso, nervioso y extraño.


—Chanyeol, tú... ¿Qué hacías allí? —Entrecerró sus ojos que estaban fijos en nada, ladeo su cabeza aún sosteniendo su chocolate—¿Es lo que creo que es?


—Depende de lo que de verdad pienses. —Chanyeol se atrevió a responder, Baekhyun bajo la mirada, pensando si decir lo que piensa o no, pero al final, sí lo dijo.


—Algo romántico. —Respondió sin más, en un tono suave y tímido, Chan sonrió suavemente, su corazón estaba bombeando contra su pecho.


—¿Crees?


—Si no por qué estaría un estudiante buscando a su maestro constantemente y ahora bebiendo chocolate con él. —Baekhyun se encogió de hombros con una sonrisa, levantó su taza y bebió su chocolate.


Chanyeol suspiró y asintió, sabiendo que es el momento de actuar.


—Tienes razón. —Admitió, respirando hondo antes de hablar —De verdad trate de hacerlo de la manera más romántica y linda posible, quería que sea lindo, pero eres alérgico a las flores, casi te ahogas con el brazalete y pensaste que la canción era para otra persona.


Bajó la mirada y Baekhyun abrió sus ojos con sorpresa.


—¿Era para mí? —preguntó en tomo inaudible, Chanyeol bufo y asintió sin más.


—Por supuesto, la toque para ti. —Se tallo la frente, sintiendo a Baekhyun contener la respiración —Pero llegó Luhan y arruinó las cosas, me dio vergüenza así que ya no dije nada y ayer quería darte un libro de amor pero no pude llegar a clases porque el ascensor se atoro y lloré mucho, de verdad que lloré de frustración. —Cerró sus ojos, esperando el rechazo de Baekhyun —Ahora tampoco salió bien.


Baekhyun sonrió suavemente.


—¿Por qué habría de interesarte? —Cuestionó y bajó la mirada sintiendo su corazón doler un poco —Eres muy guapo y puedes conseguir a alguien mejor, estoy defectuoso.


Chanyeol gruñó molesto.


—Nadie es mejor que tú. Tampoco eres defectuoso, eres hermoso y perfecto para mí, tus ojos son los más lindos y a tu lado siento mucha paz interior, me causas tranquilidad y muchas sensaciones extrañas de las que no encuentro explicación. —Tomó sus manos, asustando al contrario —No importa si no puedes ver, estoy dispuesto a ser tus ojos y ayudarte a caminar o hacer hasta lo imposible para que puedas ver el mundo nuevamente, no eres un omega defectuoso, estoy harto de esa palabra, eres el omega más hermoso y perfecto que hay en el mundo.


Baekhyun sintió sus labios temblar con tales palabras lindas, porque a pesar de no ver a Chanyeol podía sentir la sinceridad en su tono de voz, sentir sus cálidas manos envolviendo las suyas estaba dándole paz.


Su corazón se encuentra acelerado y hay una extraña y nueva sensación en su estómago. De verdad le atrae mucho Chanyeol, siempre le pareció que era atractivo, porque siempre dibuja su rostro en su cabeza y su voz es sumamente hermosa, le gusta. También es tierno, el mejor alfa que ha conocido. Nunca pensó que de verdad Chanyeol lo vería de esa manera, no importa tampoco la diferencia de edad de cinco años, lo único que importa es que parece ser correspondido a su atracción irremediable.


Es correspondido.


Chanyeol por su parte seguía hablando de sus sentimientos con profundidad, liberando todo aquello que había ocultado durante meses.


—... Cuando te vi me fui de espaldas porque parecías un hermoso ángel, no importa tu condición, eres un hermoso ángel ciego y yo estoy dispuesto a cortejarte correctamente, si no te gustó estoy seguro que puedo gustarte, te llevaría a muchas citas y aprendería cuáles son las cosas que te gustan para dartelas, también te llevaría a conocer a mi familia, ellos están muy ansiosos y mi madre muy feliz de que alguien me tenga así de idiota. —Se rió y miró a Baekhyun emocionado, con los ojos brillosos —El punto es que me gustas, que quiero ser tu alfa, que seas mi omega para cuidar amar y yo...-


Chanyeol dejó de hablar y abrió sus ojos muy sorprendido cuando Baekhyun tomó su cuello y lo acercó a su rostro, muy cerca hasta que sintió su caliente respiración en su rostro.


—Tú también me gustas. —Susurró con una hermosa sonrisa —Me gustas mucho, Chanyeol. —Volvió a decir, antes de atraerlo y sellar sus labios juntos en un hermoso primer beso de amor.


Chanyeol jadeo, pero no se separó, sólo cerró sus ojos lentamente sintiendo un sin fin de mariposas en el estómago y las estrellas mágicas a su alrededor. ¡Estaba besando a Baekhyun!, ese hecho sólo lo hizo emocionarse y querer gritar con alegría.


Todas esas sensaciones que Baekhyun causa en su pecho bailaron mágicamente en un campo de rosas.


Sin más, se dedicó a cerrar sus labios alrededor de los de Baekhyun, tocó su rostro y correspondió a su beso con parsimonia. En medio de esa cafetería solitaria, con la lluvia cayendo y dos tazas de chocolate caliente y pastel en la mesa, se besaron lentamente, degustando por primera vez el adormecedor sabor del contrario. Chanyeol chupo suavemente los labios de Baekhyun y suspiró en medio del beso, disfrutando por completo y al máximo todo el amor y la felicidad que ese omega causa en él.


Los labios de Baekhyun son tan suaves, es como tocar un suave algodón de azúcar dulce y probar sus labios es como comer cerezas dulces, tan delicado y hermoso, tan especial y etéreo. Está profundamente enamorado de Baekhyun y es felizmente correspondido.


Se separaron suavemente, Baekhyun cerró los ojos con la respiración agitada, apoyaron sus frentes juntas con sus manos en el rostro contrario, acunandose mutuamente.


—Y-Yo... —Chanyeol tartamudeo aún con sus ojos cerrados y susurró: —Maestro Baekhyun, ¿me permite cortejarlo formalmente?


Baekhyun sonrió suavemente, tocando con sus dedos los labios de Chanyeol para sentir la sonrisa nerviosa de éste.


—Estaría muy feliz si lo haces. —admitió y asintió con la cabeza, antes de darle un pico en los labios, sorprendiendo a Chanyeol —Me gustas mucho.


Chanyeol sintió mágicas mariposas en su estómago, Baekhyun se estaba dejando llevar por el amor, por primera vez desea ser amado, ser amado por Chanyeol y amarlo a él también, desea vivir algo hermoso al lado de ese alfa con corazón de arroz.


Ambos desean entregar sus corazones al contrario, con total confianza y sabiendo que ninguno lo romperá, más que eso, cada uno cuidara el que tendrá en sus manos, haciéndolo bombear fuerte todos los días por las nuevas sensaciones que comenzarán a vivir.


—Tú también me gustas mucho. —Chanyeol confesó, haciendo sonreír al que está seguro, es el amor de su vida.


Y entonces se volvieron a besar. En esa cafetería en medio de esa lluvia, con un ambiente romántico y hermoso, fue que esa dulce historia de amor comenzó. Porque no iba a tener fin, años más tarde estarían casados y con muchos cachorros alrededor, agradeciendo la presencia del contrario. Aprenderán a estar juntos y se amarán sin haberlo planeado, Chanyeol estará junto a Baekhyun hasta que la vida se le escape de las manos, hasta que la muerte decida separarlos, porque es un juramento que su corazón hizo.


Sólo tiempo después, Chanyeol se dio cuenta de que haber hecho tantas cosas para confesarle su amor a su dulce ángel, fue la mejor decisión que pudo haber tomado. Porque Baekhyun empezó a ser su razón de ser, su dulce cielo, su Omega, el amor de su vida; su ángel ciego.


Sí, sin duda jamás va a arrepentirse de haberse confesado y menos de amar a Baekhyun. Porque sólo cuando comenzó a estar a su lado, supo lo que significa la verdadera felicidad.


♡FIN♡


"𝐸𝑙 𝑎𝑚𝑜𝑟 𝑠𝑒 𝑐𝑜𝑚𝑝𝑜𝑛𝑒 𝑑𝑒 𝑢𝑛𝑎 𝑠𝑜𝑙𝑎 𝑎𝑙𝑚𝑎 𝑞𝑢𝑒 ℎ𝑎𝑏𝑖𝑡𝑎 𝑒𝑛 𝑑𝑜𝑠 𝑐𝑢𝑒𝑟𝑝𝑜𝑠."


-𝐴𝑟𝑖𝑠𝑡𝑜́𝑡𝑒𝑙𝑒𝑠-


Continue Reading
Further Recommendations

Stephanie: Bis jetzt sehr spannende Geschichte

Devika: Short but soo good 😊👍🏻. There's a lot of meaning in each chapter giving lessons about life. I really enjoyed it even it makes me cry so much but ended happily ever after ❤️🤗. Expecting a lot like this from the author.

Beverley: I enjoyed the book and the storyline was funny sad and well written I look forward to reading more of your storys

Natasha Kundai: I like the plot and twists of the plot. Suspense is built but nor fully exploited

Samia: Merci encore pour cette histoire j ai lu tout tes livres jusqu'à maintenant et je n est pas était déçu merci pour cela et continue se que tu fait car tu a un incroyable talent merci.

cwalton1951: Scared for Dr Bart. Will he come back from the Yukon?

mmarisolb: It’s funny slow to start but getting interesting wondering what the Warren would say about it

María Del Carmen: Buena redacción, signos bien colocados que hacen fácil la lectura y comprensión

تشيشا بيرسي: I loved the all idea of the story but at some point on how they met was predictable it would have been more thrilling if there was not much of some fairytale meet up but just something unusual and unexpected

More Recommendations

laulowinski: This is a very nice story, the pace is fast but very enjoyable.I recommend this book to everyone who like spicy stories

Army gurl: I love this novel soo much

Leslie Suttles: Sweet love story. Was slightly disappointing that the only sexual encounter prompted was the SA and nothing showing she was able to move past it

annemirl56: Gefällt mir sehr gut! Gut und zügig zu lesen.. deine Bücher laden zum entspannen ein.Danke dafür 🫶🫶🫶

Mharms: It is nice that it is a serial of stories, book to book. The storyline is fast moving through history.

About Us

Inkitt is the world’s first reader-powered publisher, providing a platform to discover hidden talents and turn them into globally successful authors. Write captivating stories, read enchanting novels, and we’ll publish the books our readers love most on our sister app, GALATEA and other formats.